Skip to main content

El programa “Energías Renovables para el Ambiente” busca fomentar la instalación de equipamientos solares fotovoltaicos para autoconsumo. Aquellos que generen más de lo que usen, podrán venderle energía a la distribuidora.


ERA (Energías Renovables para el Ambiente) es el programa que tiene el Gobierno de Santa Fe que materializa a través de la Empresa Provincial de Energía, las cooperativas eléctricas y cuya autoridad de aplicación es el Ministerio de Ambiente. El objetivo del mismo es promocionar la energía a partir de fuentes renovables ya que actualmente la mayor cantidad de electricidad que consumimos proviene de fuentes fósiles.


Aunque los paneles solares y sus baterías no son ninguna novedad, lo que sí resulta original y llamativo es la posibilidad de poder generar nuestra propia energía sumada a la alternativa de compartirla con otras personas de nuestra misma ciudad. Esta modalidad colaborativa nos permite producir en un punto geográfico la electricidad y que sean varios clientes de la misma empresa distribuidora los que se benefician.

Un usuario generador tiene varios beneficios. En primer lugar cuenta con cierta autonomía energética ante los no tan infrecuentes cortes de luz (sobre todo en verano). Otra ventaja no menor es la reducción del total monetario en su factura eléctrica. De hecho eso es lo que ofrece el programa en primer lugar: ciertos beneficios económicos como para que la inversión de los paneles y las baterías pueda recuperarse en algunos años y después tener un ahorro. Todo esto por supuesto sin mencionar los beneficios ambientales que implica reemplazar las fuentes fósiles por renovables. Recordemos que la mayor parte de las emisiones de gases del efecto invernadero provienen de las fuentes fósiles y son los que hoy están ocasionando el cambio climático. Esa es otra de las razones por las que desde el programa ERA promueven el aprovechamiento de fuentes sustentables.

Para poder sumarse es necesario instalar equipos fotovoltáicos que generen una cantidad de energía equivalente a nuestro consumo registrado en el último año. Eso sirve para dimensionar el tipo de equipamiento necesario y el costo de la inversión. Este cálculo se realiza revisando cuál fue el consumo registrado en los últimos 6 bimestres y en base a eso se busca instalar un sistema capaz de generar la cantidad de energía equivalente a ese consumo. Esa es todavía una gran limitación para que haya una adhesión masiva al ERA. Una vez instalado, la energía va a tener distintos destinos. Una parte será para autoconsumir y en el caso de que exista un excedente, eso se puede volcar a la red. Con esa energía inyectada a la red el usuario recibe un reconocimiento económico. Ese dinero lo aporta la distribuidora y sumado a eso el Gobierno de Santa Fe agrega un incentivo monetario adicional. Aquellos interesados pueden informarse más en la web de la Empresa Provincial de la Energía.


Los sistemas de energía solar conectados a la red eléctrica permiten reducir el consumo de energía de la red y evitar cortes. Los usuarios residenciales de Rosario y Santa Fe pueden venderle energía a la Empresa Provincial de la Energía (EPE) con sistemas bidireccionales.


Parte de la energía producida es auto consumida y, al mismo tiempo, lo que no se consume se inyecta a la red. Luego, la distribuidora genera un crédito al consumidor reduciendo la factura energética, generando ahorro.

El trámite para que la distribuidora reconozca ese excedente es muy simple y completamente online a través de la plataforma de Trámites a Distancia. Ahí se solicita a la distribuidora eléctrica el cambio para un medidor bidireccional y se vende la energía sobrante.


El equipamiento se conecta al medidor bidireccional que gira en un sentido cuando ingresa energía al domicilio y en el sentido opuesto cuando sale electricidad del generador del hogar hacia la red.

Lo notable es que el usuario paga solamente la diferencia y, en caso de un pronunciado ahorro y/o producción de energía solar, afrontará menos costos en su tarifa bimensual de la EPE.

Deja un comentario